Corredor transoceánico y más (Chile-Bolivia-Brasil-Paraguay)

Escribe: victoriamontero
Mi idea partió con hacer el corredor transoceánico que cruza desde Arica (Chile) a Santos (Brasil) pasando por Bolivia. Pero con mis amigas hicimos unas cuantas modificaciones que hicieron de este recorrido aún mejor!

 

   Enviar a un amigo   

 
1 2 3 Capítulo 5 7 8

Villa Tunari

Villa Tunari, Bolivia — lunes, 23 de enero de 2012

Esta fue una de mis partes favoritas del viaje. El tío de mi amigo era dueño de un hotel en Villa Tunari, que es un pueblito que queda a mitad de camino desde Cochabamba a Santa Cruz y es parte del sur del Amazonas. Y el papá de mi amigo, nos ofreció una de las cabañas de hotel completamente gratis! Luca y sus amigos no pudieron ir, así que partimos las 3 solas un día bien temprano (15 bolivianos el pasajes desde Cochabamba) y llegamos como a medio día. El camino es precioso, porque se nota mucho el cambio de clima desde que se pasa un de los cerros, y se llega a un clima mucho más selvático y muchísimo más húmedo.

El bus nos dejó en Villa Tunari, pero el hotel queda fuera del pueblito mismo, así que tomamos un taxi que nos llevó hasta allá y allá nos estaban esperando. El Hotel Victoria es enrealidad una especie de Hotel-Resort que tiene piezas, cabañas, piscina, comedor, wifi, excelente atención. Además está como está fuera del pueblito, está rodeado de selva.

Llegamos, nos instalamos, y con el calor y la humedad insoportables, nos tiramos a la piscina un rato. Después comimos algo y nos fuimos al pueblo en unos colectivos que pasaban por la carretera que cuestan 2 bolivianos. Por la hora, sólo podíamos ir a uno de los parque que nos habían recomendado, se llamaba parque "La Jungla", pero para llegar allá había que tomar un colectivo hasta Castillo, no hasta VillaTunari, y como no sabíamos nos bajamos en Villa Tunari y tuvimos que caminar hasta Castillo que quedaba como a 20 minutos caminando. Desde ahí hay que tomar otro colectivo que vaya a Chipiri y ahí bajarse en el letrero que dice "La Jungla", desde donde hay que caminar 500 mts  hasta la entrada (no asustarse que cuando se toma el colectivo desde Castillo a Chipiri hay militares controlando por el alto contabando de droga que hay en esa zona).

La entrada a La Jungla es literalmente una jungla, jaja, está en la mitad de la selva y es precioso. Cuesta 25 bolivianos y un guía te acompaña y te ayuda a tirarte de unos "columpios" hechos de cuerdas y amarrados desde los árboles, es muuuuuy choro!! Empiezas con uno de 5 mts, después de 12 y el último es de 18 mts!! Después te deja para que sigas el recorrido solo. Nosotras seguimos hasta que llegamos al río, ahí, como nos habíamos embarrado entera tratando de bajarnos de los columpios y el calor era realmente insoportable, nos metimos al agua. Después de un rato, nos devolvimos tal como habíamos llegado, solo que no tomamos un colectivo, porque no pasaban nunca! hicimos dedo y nos dejaron en Castillo.

Esa noche nos cocinamos en nuestra cabaña y hubo tormenta eléctrica. NUNCA HABÍA VISTO LLOVER ASÍ! Tanto que la piscina se rebalsó, y se cortaba la luz a cada rato. Aún así así muuuucho calor.

Por la lluvia, al día siguiente no pudimos entrar en la mañana al Parque Machia como era nuestro plan para poder partir hacia Sta Cruz después de almuerzo; porque con tanta lluvia se suelta mucho el terreno y se producían muchos accidentes. Tuvimos que esperar hasta después de almuerzo. Por mientras, recorrimos Villa Tunari (que es enano), fuimos a Información Turística y nos dijeron la millonada de parques y tours que se podán hacer ahí y alrededor, pero que por tiempo no podríamos hacer dejamos nuestras mochilas en esa misma oficina parano tener que volver al hotel a buscarlas y fuimos al Parque, que por suerte había abierto!

El Parque Machía es sobre todo una reserva de animales y lo que más se ven son monos! La entrada cuesta 6 bolivianos y el derecho a usar tu propia cámara son 10 bolivianos más. Tienes que dejar todo en lockers porque los monos son muy curiosos y te sacan todo hasta de los bolsillos. El camino para recorrerlo no es tan bueno, por lo que se debe ir con zapatillas buenas. Se ven varios tipos de monos, y algunos muuuy cerca de la gente, incluso para tocarlos o que se te suban arriba tuyo. Uno de los puntos más altos tiene una buena vista del pueblo.

Después de recorrerlo, sacarle millones de fotos a los monos y traspirar como nunca... fuimos a cambiarnos la polera, agarramos nuestras mochilas y fuimos a buscar alguna van que se fuera hacia Sta Cruz como las que habíamos visto el día anterior y en la mañana que costaban como 80 bolivianos (sabíamos que era caro, pero los buses sólo pasaban como a las 9 de la mañana y como a las 10 de la noche y eran bastantes más baratos), pero como era ya tarde, no habían buses y estábamos dispuestas a pagarlo con tal de llegar a una hr decente a Sta Cruz. NOS FUE PÉSIMO! jaja, ya no quedaban vans! Así que hicimos dedo...no fue casi peor, nadie nos llevaba, pero después de como 1 hr, nos recogieron 2 tipos que iban al pueblito siguiente por negocios. No iban hasta Sta CRuz, pero dijo que quizás encontrábamos pasajes ahí...

Llegamos a un pueblo más chico aún que se llama Shinahota y por suerte contramos pasajes!! los últimos que quedaban, nos costaron 25 bolivanos. Hicimos hora hasta que salió el bus tipo 8 pm y llegamos finalmente s Santa Cruz como a las 3 am.


Publicado
Modificado
Leído 1327 veces

    Enviar a un amigo

1 2 3 Capítulo 5 7 8
 
 


 

Capítulos de este diario