Fin de año en el fin del mundo - Ushuaia 2014/2015

Escribe: yamila_maga
Cumplimos un gran deseo de volver a Ushuaia, esta vez en verano y con una personita más, nuestra hija de 20 meses. Después de 5 años nos reencontramos con uno de los lugares que más nos enamoró y encima recibimos el nuevo año allí!.

 

   Enviar a un amigo   

 
Capítulo 2 4 5 6

Día 2: trekking a la laguna Esmeralda

Ushuaia, Argentina — lunes, 29 de diciembre de 2014

El segundo día lo reservamos para hacer el trekking a la Laguna Esmeralda.

El día anterior la chica del hostel había llamado a uno de los transportes para reservarnos lugar. Se suponían que pasaban a las 10hs. Pero 9.45hs ya estaba en la puerta y con poco humor nos dijo que no esperan, que tienen que ir a buscar a otros pasajeros. Realmente es tremendo lo mal que tratan al turista la mayoría de los choferes de combis. No entienden ni una sola palabra de inglés y tampoco hacen ningún esfuerzo por hacerse entender, a los extranjeros realmente los maltratan. Y a los que hablamos español nos hacen saber su mal humor por cualquier cosa.

Hicimos una vuelta gigante por toda Ushuaia buscando a distintos turistas en diversos hoteles hasta que llegamos a la terminal de buses. Ahí nos dimos cuenta que la gran mayoría iba al parque en realidad. Los hicieron bajar de la combi para trasladarlos a otra y nosotros y otra pareja solamente íbamos a Laguna Esmeralda. Para todo esto, ya había pasado más de media hora, lo que nos hizo pensar que hubiese sido mejor ir directamente a la terminal en vez de perder todo ese tiempo en el que hubiésemos podido desayunar.

Cuando íbamos en la combi la otra pareja nos dijo que ellos en realidad tenían que estar de vuelta en Ushuaia 15.30hs a más tardar porque tenían que tomar un vuelo (muy osados, irse el día de su vuelo a hacer un trekking en el medio de la nada), así que arreglamos con el de la combi que a las 15hs era el horario de vuelta. Hubiésemos preferido media hora más al menos, pero no lo pudimos manejar de otra manera.

Llegamos a las 11hs al punto de partida.

Empezamos el sendero por bosque un poco embarrado, después de un trecho llegó el turbal, con su impresionante paisaje y la impresión de caminar por una esponja.

Cuando termina el turbal te adentrás nuevamente en un bosque pero esta vez comenzás a subir por la ladera de una montaña. La subida se pone cansadora por momentos.

Luego se despeja la vista de arboles para empezar el último tramo de turba, barro, lodo, rio y rocas.

Lo que es importante aclarar es que es un sendero completamente señalizado en forma correcta. El mejor que recorrimos hasta ahora. Hay unos cuadrados azules clavados en los arboles muy seguidos que te indican el camino, y en los lugares descampados te encontrás con palos azules que te dicen por dónde seguir.

Fueron una hora y 40 minutos aproximados para llegar a esa maravilla natural que es la laguna Esmeralda. Realmente el esfuerzo vale la pena. Lamentablemente el tiempo empezó a estar cada vez peor, había mucho viento y comenzó a llover. El frio te congelaba la cara.

A todo esto, Sofi durmió muy cómodamente durante casi todo el camino en la mochila, pero al llegar a la laguna justo se despertó y empezó a temblar del frío. No teníamos ningún interés en provocarle algo peor que su bronco espasmo por lo que tomamos algunas fotos y en unos 10 minutos ya emprendimos el regreso.

Todo el camino de vuelta estuvo coronado por la lluvia más débil en algunos momentos, copiosa en otros.

Así que los tramos que tenían tierra ahora tenían barro, y los que tenían barro, ahora eran pantanosos. Eso retrasó la vuelta, pero llegamos puntualmente a las 15hs al punto de encuentro.

Nos llevaron al hostel, así que aprovechamos para almorzar los sándwich que al final no habíamos comido en la laguna y después dejamos que Sofi pueda hacer su siesta cómoda en la habitación.

Pasadas las 18hs ya salimos en busca de una merienda especial, habíamos visto un café muy bonito frente a la terminal de buses y queríamos ir a probar sus exquisiteces.

Allí fuimos y nos dimos el gusto. Luego recorrimos la costanera y el centro, pasando por el museo del presidio, al que sólo vimos desde afuera ya que en nuestra anterior visita a Ushuaia en 2009 habíamos entrado.

Es importante aclarar que oscurecía recién a las 22.30hs, así que había tiempo de sobra para pasear.

Fuimos a cenar a un restaurante en el centro y volvimos a descansar en el hostel. 


Opiniones:

Mi calificación promedio:
  •  
Calificación general    

Museo Marítimo y del Presidio de Ushuaia

Actividades: Museo en Ushuaia, Argentina

muy interesante, sobretodo el ala que mantienen intacta. Muy bien armado, vale la visita

Mi calificación promedio:
  •  
Calificación general    

Glaciar Martial

Actividades: Lugar de Interés en Ushuaia, Argentina

lindisimo y bastante facil trekking para hacer en ascenso. Muy recomendable!

Mi calificación promedio:
  •  
Calificación general    

Lago Fagnano

Actividades: Playa/Balneario/Lago en Ushuaia, Argentina

Un lago grandisimo y con muchas olas! muy lindas sus costas

Mi calificación promedio:
  •  
Servicio    
Comida    
Ambiente    
Precio/calidad    

Tante Sara Café Bar

Comida: Bar/Café en Ushuaia, Argentina

LIndo lugar, no nos tocó un mozo muy atento, la verdad. Fuimos a tomar una merienda, muy ricas las tortas y el capuchino y el submarino.

Ideal para: Parejas, Familia con hijos, Con amigos, Solos y solas, Grupos | Aconsejable para: Entretenimiento
Costo por persona (USD): 10 |


Publicado
Modificado
Leído 2054 veces

    Enviar a un amigo

Capítulo 2 4 5 6
 
 


 

Capítulos de este diario