Santa Cruz de la Sierra: Cien por ciento camba

Escribe: buvar
Si uno conoce poco sobre Santa Cruz de la Sierra, lo primero que aprende al llegar a suelo cruceño, es que el nombre que a ellos les gusta que se les asigne es el de "cambas",. Por eso cuando...

 

   Enviar a un amigo   

 
Capítulo 1

Santa Cruz de la Sierra: Cien por ciento camba

Santa Cruz de la Sierra, Bolivia — miércoles, 15 de agosto de 2007

Si uno conoce poco sobre Santa Cruz de la Sierra, lo primero que aprende al llegar a suelo cruceño, es que el nombre que a ellos les gusta que se les asigne es el de "cambas",. Por eso cuando uno le pregunta a alguien su origen, responden lleno de orgullo, "cien por ciento camba".

Por ello si usted es de aquellos que al referirse a Bolivia habla de ella como "la nación altiplánica", no se le ocurra repetir este concepto en Santa Cruz, se haría acreedor de inmediato de la ira de los cruceños.

No llevo dos horas en Santa Cruz y ya todos me han lanzado una palabra a la cara "AUTONOMIA". Se trata de un movimiento que partió en este departamento y que se expandió rápidamente a Beni, Pando y Tarija. Este movimiento se representa en una bandera blanquiverde, la que es posible ver flamear tanto en los edificios oficiales como en las casas particulares.

Santa Cruz de la Sierra es un verdadero paraíso tropical de Bolivia, de exuberante vegetación con enormes extensiones de selva y praderas, ubicado en la parte oriental del territorio boliviano. Con una superficie de 320.000 km. cuadrados y una población que en el censo del año 1992 se aproximaba al millón 500 mil personas.

De su territorio sólo un tercio comprende una región montañosa y el resto se extiende sobre la planicie amazónica, ubicado en la región oriental de Bolivia; limita al norte con el departamento de Beni y la República de Brasil; al sur con el departamento de Chuquisaca y la República de Paraguay; al este con la República de Brasil y al oeste con los departamentos de Beni, Cochabamba y Chuquisaca.

Llegar a Santa Cruz es relativamente fácil ya que tiene conexiones aéreas internacionales con Chile, Argentina y Brasil, y autobuses y ferrocarriles que la conectan con las principales ciudades bolivianas. El costo de vida resulta atractivo, al menos para los turistas chilenos, ya que tanto el sector hotelero como el gastronómico, resulta más conveniente que en Chile.

Buenos hoteles con baño privado y televisión se pueden encontrar por 20 dólares o más, y para transportarse si le acomoda usar taxi, los taxistas suelen cobrar 10 pesos bolivianos, 1,3 dólares donde quiera que uno vaya. Ahora, hay que resaltar que el taxi es muy útil aquí ya que la ciudad tiene una distribución por anillos, que parten en el corazón de la ciudad y se extienden hasta la periferia.

Pero volvamos a los "cambas". Pido a varios cruceños que me expliquen el significado, y diferencias más diferencias menos, me indican que en contraposición a la población andina de origen quechua, aymará o kolla, los cambas son producto del mestizaje entre criollos y guaraníes, besiros y wenahayek, originarios del oriente, chaco y amazonia.

Cuando el español Ñuflo de Chávez, en octubre de 1.541 llega al río Paraguay, buscando "El Dorado" y da comienzo, a la fundación de Santa Cruz, encuentra resistencia en algunas tribus, mientras que otras aceptan la propuesta de amistad de Chávez. Los españoles describen a estos pueblos particularmente a los mojeños como poseedores de un carácter no violento y virtudes como la lealtad, la honradez, el respeto a lo ajeno, la afababilidad y amabilidad, sumado a una conciencia artística muy desarrollada, los que les permitía apreciar el arte como algo inherente al cotidiano de las personas.

Entre los indígenas más resistentes a la labor evangelizadora destacaron los chiriguanos, los que, no obstante también estaban dotados para la apreciación artística. Una vez expulsados los jesuitas las comunidades indígenas ven llegar a nuevas órdenes religiosas, algunas de las cuales los tratan con despotismo y violencia.

Sin embargo el proceso de mestizaje resulta incontrolable y es así como los grupos de invasores e invadidos van mezclando su sangre, dando origen al pueblo camba, aunque muchos hoy sostienen que no se trata de un pueblo sino de una "nación camba", lo cual es vigorosamente resistido por las comunidades andinas o "altoperuanófilas" como son definidas por los cambas más fundamentalistas.

La belleza de las cruceñas


Muchas veces uno ha escuchado que en Santa Cruz de la Sierra están las mujeres más lindas de Bolivia, vamos a admitir que en realidad en Santa Cruz están los habitantes más bellos de Bolivia. Al proceso de mestizaje entre españoles e indígeneas se sumó el siglo pasado, una oleada de emigrantes de centro europa que llegó hasta el oriente boliviano, atraídos por las perspectivas de desarrollo que ofrecía la zona.

Un día que fuimos al cine, a un moderno Shoping que tiene un complejo de cines, llamado Cinecenter Santa Cruz, con 8 salas y modernos restauranes, observamos a todas las personas que entraron y el 90% de las mujeres estaba en condiciones de postularse a Miss Bolivia, todas sobre el metro 70, rubias y mayoritariamente de ojos verdes, mientras que los hombres no lo hacían nada mal, muy altos para el promedio y la verdad que nunca vi tanta gente de ojos verdosos como en Santa Cruz.

Un paseo por el barrio de Equipetrol, uno de los más exclusivos de la ciudad, permite comprobar el alto nivel de vida de los cruceños, representado por autos de marcas que habitualmente uno no ve por las calles de Chile como "Jaguar", "Porsche" y "Ferrari".

Además es costumbre de los cambas "enchular" sus automóviles con parlantes como para una discoteca de mil personas. Preguntamos que pasa con la contaminación acústica, pero nos dicen que en Bolivia, se suele hacer "la vista gorda" sobre este tipo de situación.

Otro aspecto en el que también hay manga ancha es en el de beber en la calle. Caminamos por la Avda. San Martín, cerca del elegante hotel "Los Tajibos" y vimos a decenas de jóvenes la mayor parte de ellos adolescentes, con el portamaletas habilitado como centro de audio y una gran cantidad de licor. Otro aspecto a considerar en Santa Cruz es que como hay un parque vehicular muy grande, hay horarios punta en los cuales simplemente uno no puede circular por determinados barrios ya que la congestión vehicular se puede prolongar por horas. Por eso conviene movilizarse en taxi, ya que los conductores suelen saber cómo encontrar atajos para llegar sitio donde uno va.

Desplazarse en el centro de Santa Cruz es muy fácil, todo se inicia en la plaza principal, frente a la Iglesia Catedral en la intersección de las calles Moreno y Sucre. Al interior de la iglesia se encuentra el Museo Catedralicio de Arte Sacro donde es posible observar una colección de arte religioso dividido en cuatro salas: tallados en madera, ornatos litúrgicos, platería y pinacoteca, además de joyas y medallas.

También recomiendo el Museo Etnográfico donde se exhibe una interesante colección de artesanía utilitaria y decorativa de las etnias: guarayos, chiquitanos, ayoreos, izoseños y tupi-guaraníes.

Para los compradores


Para quienes les gusta combinar los viajes con las compras, Santa Cruz es la ciudad ideal, hay muchas tiendas con artículos de cueros, de excelente calidad y a precios más atractivos que Buenos Aires, también es posible encontrar mucha ropa de marca. Para compras más específicas hay un centro comercial en un sitio llamado "Barrio Lindo", al que hay que desplazarse en taxi.

Se trata de un centro comercial enorme, donde se puede encontrar desde artículos electrónicos hasta artesanía. Hay que tener cuidado eso si con las compraras ya que hay muchas falsificaciones.

Nosotros compramos dos tarjetas de memoria para la cámara fotográfica de una marca conocida, las compramos y las guardamos ya que no se nos pasó por la mente que pudiera ser una falsificación.

Luego en Brasil, cuando tratamos de ponerla en la cámara, nos dio mensaje de error y al examinarla con detención advertimos que no sólo era una falsificación sino que se trataba de una tarjeta de 128 mega, y no de los 2 giga que decía.

No nos importó tanto la idea de perder los 70 dólares que costaron, sino el hecho que al poner una tarjeta falsa, aparentemente dañó el mecanismo interno de la cámara ya que a partir de ese momento no reconoció ninguna tarjeta, menos mal que llevábamos dos cámaras de lo contrario nos hubiéramos quedado sin tomar fotografías recién empezado el viaje.

Además existe mucha artesanía, tanto en cerámica como en textiles y paja y a muy buen precio. Yo por mi parte aproveché de comprar varios libros que estaban a muy buen precio.

En al plano gastronómico, Santa Cruz de la Sierra tiene muchos lugares para todos los bolsillos con una variedad de todo tipo. Recomiendo a un costado de la Iglesia Catedral, un restaurant cubano llamado "La Bodeguita de Cuba", nos prepararon el mejor mojito que he tomado en mi vida y una paella a la cubana, sensacional y todo esto por la módica suma de 12 dólares.

Otro dato interesante es que la ciudad cuenta con un terminal-bimodal, donde en un solo recinto se encuentran el terminal de buses y la estación ferroviaria. Respecto a esta última es importante destacar que para tomar cualquier tren es necesario comprar un ticket llamado "derecho de andén", una especie de tasa de embarque sin el cual no se puede tomar ningún tren. Maletas y mochilas deben ir bien aseguradas ya que van en un vagón diferente al donde van los pasajeros.

Respecto a los autobuses, hay que destacar que algunos son modernos, pero la mayor parte corresponde a vehículos que han sido dados de baja en Brasil, por lo que habitualmente pueden resultar averiados, por lo que hay que considerar siempre un tiempo adicional para cubrir emergencias.

El bus que tomamos de San José de Chiquitos a Santa Cruz demoró 12 horas y no tenía baño, por lo que cada vez que alguien tenía alguna necesidad pedía al conductor que parara, y los necesitados se perdían entre los árboles y se tomaban su tiempo, eso hay que decirlo. Imborrable resultó la parada que hizo en un campo de girasoles, cuando recién estaba saliendo el sol.

Los buses son baratos pero inseguros, ya que su salida o llegada depende muchas veces de factores que no son controlados por el pasajeros, por ejemplo puede ser que haya un pueblo que sólo tiene un vehículo por lo tanto si este sufre alguna avería los viajes se suspenden hasta nuevo aviso. Para el tren en tanto hay que reservar los pasajes con anticipación ya que comprar pasajes para el día se hace difícil.

Distancia desde Santa Cruz a ciudades con atractivo.

La Paz 903 km
Cochabamba 504 km
Oruro 728 km
Puerto Suárez 659 km
Puerto Quijarro 670 km
San Ignacio de Velasco 478 km
San José de Chiquitos 266 km
Vallegrande 241 km
Yacuiba 537 km

Atractivos fuera de la ciudad

El Departamento de Santa Cruz de la Sierra, cuenta con varios parques naturales, y con una extensión de pantanal que está recién en desarrollo. Destaca entre ellos el Parque Nacional Amboró, en las cercanías de las poblaciones de Warnes, (a 29 kilómetros de Santa Cruz) Montero (50 km) y Portachuelo (69 km). Internándose más en la mágica selva del oriente boliviano, se llega a Buena Vista y posteriormente al Parque Amboró, parque ecológico único, con flora y fauna endémicas. En la zona pueden realizarse actividades ecoturísticas, sesiones fotográficas y camping.

También resalta el Parque Noel Kempff Mercado, (a 440 kilómetros de Santa Cruz) en él se encuentra una rica y extraordinaria diversidad de especies de flora y fauna. El parque cuenta con paisajes boscosos, mesetas y zonas inundadizas, con cataratas y bosque vírgenes, ríos y bahías donde se puede observar la fauna del lugar.

Sin tener que abandonar la ciudad se encuentra el Bio Centro "Guembé" que a su vez cuenta con el mariposario más grande del mundo y un orquideario, hay allí además caballos, piscinas naturales y un área de camping y churrasquería.

Samaipata a 118 kilómetros de Santa Cruz es otro punto de interés. Se trata de una ciudad balneario con interesantes yacimientos arqueológicos.

Ahora si a usted le gusta ver animales exóticos y tiene poco tiempo no se preocupe, en la plaza principal de Santa Cruz de la Sierra se suele observar entre los árboles a un osito perezoso. En un principio creímos que era una broma, pero allá nos dirigimos y para nuestra sorpresa encontramos una osita perezosa con su pequeña cría aferrada a su cuerpo. Mientras ésta dormía la madre lentamente pero con gran precisión dio cuenta de todas las flores del árbol.

Así es Santa Cruz llena de emociones y sus habitantes los cambas son excelentes personas, siempre que usted no contradiga sus aspiraciones autónomicas.

Más antecedentes escribir a


Publicado
Modificado
Leído 103611 veces

    Enviar a un amigo

Capítulo 1
 
 


 

Capítulos de este diario