India 2008

Escribe: pmallada
Durante el mes de Mayo de 2008 realizamos un maravilloso viaje por la India de los palacios de cuento y de los lugares sagrados. Fue un viaje lleno de atractivos y no exento de alguna dificultad, pero que nos marcó mucho. Ha sido nuestra primera experiencia en la India, y estamos deseosos de repetir la visita a éste gran subcontinente.

 

   Enviar a un amigo   

 
Capítulo 2 4 5 6 7 ... 11

Nueva Delhi

Nueva Delhi, India — sábado, 3 de mayo de 2008

Después de un viaje bastante largo desde Madrid, aterrizamos bien temprano por la mañana en Nueva Delhi. Lo primero que nos sorprendió fue el calor que hacía. Lo segundo, en el trayecto desde el aeropuerto hacia el hotel, todo lo que veíamos.

Quiero decir con ésto, que era impresionante ver que la gente vive en la calle, y hace todas sus necesidades en la calle (comer, lavarse, todo...). Se ven multitud de rickshaws y autorickshaws, cuyos conductores duermen allí, comen allí, y se van a la tapia de al lado para defecar u orinar.

Además, la manera de conducir es terrible. Los intermitentes, son inexistentes, y el claxon se utiliza para todo. Que vas a adelantar, pitas. Que has adelantado, vuelves a pitar. Tu carril puede ser el de la derecha o el de la izquierda. ¡Que más dá! La cuestión es llegar a tu destino. Las carreteras son compartidas indistintamente, por vehículos de tracción mecánica o animal, por personas, por camellos, por elefantes, por lo que sea. Y cada uno a su ritmo, claro. Además, no hay límite de pasajeros en ningún vehículo. Cuantos más puedan entrar, mejor.

Vamos, que la primera impresión que nos llevamos no era nada halagüeña. Además, estábamos realmente cansados del viaje, de las cerca de 14 horas de vuelos y esperas.
Pero no dejamos que todo ésto nos desanimara. Y, aunque eran las 7 de la mañana, hora local cuando llegamos al hotelito reservado, le indicamos al conductor que a las 9 nos viniera a buscar, que teníamos mucho que visitar en la ciudad. Y así lo hicimos.

Primero, una vez aseados un poco, y ya con ropa adecuada a la temperatura que había (unos 37 grados, ya a éstas horas), nos lanzamos a explorar la Jamal Masid, la mezquita más grande de la India, para a continuación acercarnos (están muy cerca una de otro) al fuerto Rojo de Delhi. Por ésta zona aprovechamos para dormir una pequeña siesta en un jardincito, cerca de las ardillas, para a continuación ir a visitar el Qutab Minar. Ya por la tarde, nos acercamos a visitar el Memorial de Ghandi, la Indian Gate, y el parlamento.

Cualquiera de éstos monumentos es impresionante por sí sólo. Y aún nos quedaron sitios por visitar, que dejamos para la siguiente parada en Delhi, ya a la vuelta. Durante todo el día, nos llamó mucho la atención el hecho de que éramos prácticamente los únicos europeos u occidentales que estábamos por éstos sitios. Toda la gente era de allí. Además, les llamaba mucho la atención Sylwia, ya que al ser rubia y de piel más blanca que yo, les encantaba hacerse fotos con ella. Resultaba muy divertido.

Para organizar las visitas, nosotros le indicábamos al conductor en inglés el sitio al que queríamos acudir, y él nos dejaba a la puerta. Luego ya nos arreglábamos para entrar en los sitios, negociar los precios, etc... El conductor, la verdad, es que no hablaba mucho inglés, por lo que resultó casi imposible mantener una conversación en todo el viaje. Una pena.

Indicar, que como anticipo a lo que nos esperaba durante todo el viaje, en todo el día no pudimos comer nada, no por que no nos gustara, sino por el calor que pasábamos. Sólo este día bebimos más de 5 litros de agua, y hasta la hora de cenar no probamos bocado. Aquí sí que ya comenzamos a degustar la comida local, probando unos dhal típicos. De mucho interés es indicar que la comida allí es prácticamente vegetariana, a base de legumbres y verduras. Muchas clases de lentejas y garbanzos, preparados de diversas maneras y bastante especiados.

Finalmente, éste primer día nos fuimos a descansar, agotados pero contentos por estar ya en la India y conociendo poco a poco éste impresionante país.


Tips:

Imprescindible. Tiene varios monumentos de visita recomendable. Buenos precios y varidad de alojamientos. Un caos el transporte.

Tiene que ver con: Transporte, Imperdibles, Compras
En Nueva Delhi, India

Opiniones:

Mi calificación promedio:
  •  
Calificación general    

Jama Masjid (Mezquita del Viernes)

Actividades: Iglesia/Templo en Nueva Delhi, India

Es una visita necesaria en Delhi. Un espacio impresionante. Obligatorio, como en todas las mezquitas, descalzarse al entrar.

Ideal para: Parejas, Familia con hijos, Con amigos, Solos y solas, Grupos

Mi calificación promedio:
  •  
Calificación general    

Fuerte Rojo de Delhi (Lal Qila)

Actividades: Lugar de Interés en Nueva Delhi, India

Justo enfrente de la mezquita, por lo que se puede hacer la visita conjunta. Muy agradable para pasear e introducirse en los magníficos palacios hindues.

Ideal para: Parejas, Familia con hijos, Con amigos, Solos y solas, Grupos

Mi calificación promedio:
  •  
Calificación general    

Qutab Minar

Actividades: Iglesia/Templo en Nueva Delhi, India

El Qutab Minar es el alminar de ladrillos más alto del mundo y un destacado ejemplo del arte islámico, siendo el monumento islámico más antiguo de Delhi. Está algo alejado del centro de la ciudad, pero merece mucho la pena acercarse hasta allí

Ideal para: Parejas, Familia con hijos, Con amigos, Solos y solas, Grupos

Mi calificación promedio:
  •  
Calificación general    

Gandhi Smriti

Actividades: Lugar de Interés en Nueva Delhi, India

Lugar dedicado a la memoria de Gandhi.

Ideal para: Parejas, Familia con hijos, Con amigos, Solos y solas, Grupos


Publicado
Modificado
Leído 1621 veces

    Enviar a un amigo

Capítulo 2 4 5 6 7 ... 11
 
 


 

Capítulos de este diario