Malta, una pequeña gran isla

Escribe: lunape
Hola a todos viajeros y viajeras! Hace poco que he venido de unas vacaciones en el archipiélgado de Malta y aún me dura la emoción, por eso he decidido iniciar este diario de viajes. Quiero contaros algunas de las cosas que en Malta viví, que en Malta encontré y que de Malta me llevé. Espero que os guste y que disfrutéis leyendo tanto como yo escribiéndolo.

 

   Enviar a un amigo   

 
1 2 3 4 5 Capítulo 7

Día 7: Viaje a Comino

Malta, Malta — lunes, 20 de julio de 2009

Las Islas que conforman la república de Malta son Malta, Gozo y Comino que por ser la más pequeña no es la menos importante, así que no podíamos dejar de verla en nuestro viaje.

Para poder ir a Comino debíamos dirigirnos al extremo norte de la isla de Malta y allí íbamos a tomar una pequeña lancha motora que nos llevaría a Comino ya que allí no se puede ir de otra forma.

Sin embargo, de camino pasabamos por un poblado muy peculiar, Popeye’s Village, los restos del rodaje de la película Popeye rodada en los años 80 y protagonizada por Robin Williams. La industria de Hollybood decidió construir un poblado marinero en una pequeña bahía preciosa. Se puede visitar todo el año pero en verano se convierte en un centro de ocio y parque temático con atracciones para toda la familia.

Al lado de la Villa de Popeye y en general en toda la zona norte de la Isla de Malta se encuentran las playas naturales de arena dorada más bonitas de la isla. Entre ellas se destacan Golden Bay y una pequeña cala que está justo al lado (lo siento, no recuerdo su nombre) y a la que se accede siguiendo una senda entre la montaña y que como no la conoce casi nadie, no hay mucha gente. Nos lo aconsejó  una maltesa encantadora.

De allí y tras darnos un bañito en la playa nos fuimos hacia Paradise Bay donde se alquilan las lanchas conducidas por pilotos que te llevan hasta Comino y su Blue Lagoon. Tuvimos que bordear toda la isla introduciéndonos en las pequeñas grutas y escarpados acantilados y cuanto más nos acercábamos el agua se iba aclarando haciéndose más y más turquesa y más apetecible también claro… Y de repente, tras un pequeño montículo se vio la Blue Lagoon que vimos desde el cielo con el hidroavión. Un azul intenso como el que solo en el caribe había visto me dio la sensación de estar en pleno Golfo de Méjico. Desde la barca se apreciaba el fondo con la arena Blanca y los pececitos nadando alrededor. Anclamos la barca y por supuesto nos sumergimos en sus cálidas aguas y allí nos quedamos hasta que el sol se puso entre las rocas.

Además de la Blue Lagoon, Comino no tiene más (y no es poco) que un hotel regentado por una familia (la única que vive allí todo el año) y que solo abre los meses de verano. Y a mi me parece genial porque aunque seguro es super exclusivo, es la major forma de mantener el ecosistema y el entorno natural. Es la major forma de mantener los espacios naturales y yo creo que en Malta lo hacen muy bien.


Publicado
Modificado
Leído 8086 veces

    Enviar a un amigo

1 2 3 4 5 Capítulo 7
 
 


 

Increibles aguas turquesas

   

Capítulos de este diario