Titicaca: El lago místico de los Incas

Escribe: elbarquero
Situado a más de 3800 metros de altura, el Titicaca es el lago navegable más alto del mundo y uno de los lugares legendarios de Sudamérica. Heredero de antiguas tradiciones y mitos, rodeado de montañas y jalonado de islas, es una invitación a descubrir la belleza y los misterios del altiplano incaico.

 

   Enviar a un amigo   

 
Capítulo 1 3 4 5 6

Titicaca: El lago místico de los Incas

Lago Titicaca, Perú — domingo, 21 de agosto de 2005

Un espejo de agua abierto en el altiplano, donde la altura corta el aliento, guarda el secreto del origen del imperio incaico, la fuente de una cultura que sigue proyectando su luz, después de años de oscuridad, sobre la civilización que se le impuso. El Lago Titicaca, en el pasado venerado por los incas y hoy considerado como uno de los lugares más puros del mundo, es el origen de este imperio. Las leyendas abundan: una de ellas asegura que el Sol y la Luna se refugiaron en sus aguas, en la oscuridad, durante los días del diluvio, y allí se encontraron los dioses que dieron origen al mundo.

También contaban los pobladores del imperio incaico que un día el Inca Manco Capac y su hermana y consorte, Mama Ocllo, salieron de las aguas del lago con el mandato de su padre, el Sol, de fundar el imperio uniendo las culturas indígenas en nombre de la paz y la civilización. Ese imperio fue el Tahuantinsuyo, que tenía en esta región del Titicaca –hoy compartido entre Bolivia y Perú– un tesoro natural donde criar llamas y alpacas, cultivando quinoa, papa y café. En este “suyo” o región del imperio, además, las entrañas de las montañas eran ricas en oro y plata, los metales que los incas ofrendaron a los dioses... y los conquistadores a sus reyes.

Cielo y agua unidos

Situado a más de 3800 metros de altura, es el lago navegable más alto del mundo, se extiende sobre unos 8000 kilómetros cuadrados y tiene una profundidad máxima de 280 metros. Está situado a sólo unos 70 kilómetros al oeste de La Paz, desde donde se realizan excursiones por el lago, las islas y las regiones naturales de los alrededores. Un camino asfaltado une La Paz con Copacabana, junto al Titicaca, cuyas aguas de rara transparencia son alimentadas por los glaciares de la Cordillera de Apolobamba y Real.

Las montañas que lo rodean parecen estar muy cerca, pero en realidad se encuentran a unos 30 kilómetros de distancia, casi invisibles por la pureza del aire, que parece acortar las distancias. Otros turistas prefieren visitarlo desde Puno, del lado peruano. El Titicaca es lo que queda de un antiguo paleolago, que se extendía sobre buena parte del altiplano boliviano, y formó luego el lago Poopó y los salares de Uyuni y Coipasa.
Cualquiera sea el itinerario elegido, el Lago Titicaca depara los más hermosos paisajes que puedan imaginarse, con sus aguas armoniosas volcadas contra los picos gigantescos de los Andes bolivianos, cuyas nieves eternas parecen vigilar para siempre los destinos de las islas que los indígenas consagraron a sus dioses. Estas islas que quiebran la superficie del agua no son sino afloraciones de la misma cordillera que rodea el lago.

La región del Titicaca puede visitarse durante todo el año, gracias a un clima soleado pero moderado por la altura, que refresca las noches del altiplano haciendo descender notablemente la temperatura. El impacto turístico en la zona, muy visitada también por viajeros que llegan desde Perú después de haber recorrido Cusco y Machu Picchu, es cada vez más importante: se estima que a Copacabana, a orillas del lago, llegan unos diez turistas por cada habitante.

Challapampa

En el sector norte de la isla del Sol se puede subir a la cima, donde se encontrará un complejo habitacional construido de piedras, conocido como Chinakana o Laberinto. Muy cerca, está la Peña Sagrada (Kaka) que tiene una leyenda sobre el origen de los incas. La comunidad que alberga este legado arqueológico es Challapampa.

Puno

Puno, con 60,000 habitantes, es una gran ciudad comercial fundada en 1666. Es también el centro artesanal y folklórico de la región, su música es la más rica de los Andes y cuenta con más de 300 bailes locales. En febrero, durante la fiesta de la Virgen de la Candelaria, durante una semana, las calles se llenan de música y bailes. En el mercado artesanal de Laykakota se encuentran varios productos, en particular los tejidos de alpaca: mantas, ponchos coloridos, faldas en colores naturales, trajes bordados, chullos o gorros peruanos, cerámicas, entre otros. Una intensa actividad reina sobre el lago y Puno es el lugar de inicio de la mayoría de excursiones.

Isla de Taquile

Sobre el lago Titicaca, el mejor lugar para descubrir las tradiciones regionales es la Isla Taquile. Los pobladores se han organizado para administrar ellos mismos todas las actividades relacionadas al turismo, esperando así proteger su modo de vida. No hay hoteles en Taquile pero se puede pasar la noche en casa de uno de los pobladores, los habitantes de Taquile se han ganado cierta fama por su hospitalidad. Se puede visitar las ruinas Incas diseminadas entre sus colinas.

Tips:

Clima: Conviene tener en cuenta que es una zona de gran amplitud térmica, con clima soleado durante el día y descenso de temperatura durante la noche.

En Lago Titicaca, Perú

Excursiones: En torno del Lago Titicaca se pueden contratar excursiones de ecoturismo, turismo de aventura, escalada y trekking, además de navegaciones y visitas a las islas.

En Lago Titicaca, Perú

Comidas: Una visita al Lago Titicaca es una buena oportunidad para probar la gastronomía local, en especial las truchas que se pescan en las propias aguas del lago, y los platos a base de quinoa y otros cereales andinos.

En Lago Titicaca, Perú


Publicado
Modificado
Leído 30228 veces

    Enviar a un amigo

Capítulo 1 3 4 5 6
 
 


 

Capítulos de este diario