Ofrenda del Día de Muertos en Jalpan De Serra, México

Escribe: Ferrocarrilero
El uno y dos de noviembre se festeja en México la ofrenda del Día de los Muertos, pero en las grandes ciudades este festejo ha sido suplantado por el halloween gringo, quien al amparo de la...

 

   Enviar a un amigo   

 
Capítulo 1

Ofrenda del Día de Muertos en Jalpan De Serra, México

Jalpan, México — jueves, 22 de noviembre de 2007

El uno y dos de noviembre se festeja en México la ofrenda del Día de los Muertos, pero en las grandes ciudades este festejo ha sido suplantado por el halloween gringo, quien al amparo de la bandera de la globalización, entiéndase vender más producto extranjeros y convertir al hombre en esclavo del consumismo, ha logrado aniquilar nuestra verdadera tradición.

Tenía referencias de que en la Huasteca se vive la tradición de las Ofrendas del día de Muerto, por tal motivo me traslade a la ciudad de Jalpan de Serra ubicada a 192 Kms. de la capital del estado de Querétaro; el recorriendo nos deleita con vistas que ofrecen un placer inaudito por las diversidad de paisajes que se gozan en su andar. La salida de la ciudad de Santiago de Querétaro, capital del estado de Querétaro, nos ofrece vista de una zona agrícola y ganadera, pasamos por la Peña de Bernal, monolito declarado maravilla de México y nos adentramos a una zona semiárida, este trayecto es de permanente ascenso, de 1,800 m.s.n.m., se asciende hasta llegar al cruce de la Sierra Madre conocido con el nombre de Puerta del Cielo a 2,520 m.s.n.m. en Pinal de Amoles, pequeña población enclavada entre montañas, con un frío que penetra hasta los huesos, sin embargo, todo se justifica por las maravillosas vistas que nos regala.

A partir de este lugar se inicia el descenso para llegar la Ciudad de Jalpan de Serra ubicada a 680 m.s.n.m., de ahí se puede comunicar con los estados de San Luis Potosí, Hidalgo, Veracruz y Tamaulipas quines conforman la región de la Huasteca, zona que mantiene una identidad de cultura, sobresaliendo la comida, la música y baile del Huapango. En la ciudad de Jalpan, me dispuse a conocer la tradición de las Ofrendas del día de Muerto, la mayoría de casa coloca su altar, varían según la posición social y económica de la familia. Se invita a visitar el altar y se reza un rosario en memoria del difunta que se le esta recordando, en agradecimiento se ofrece atole y tamales de maíz, ello en virtud de que en estos días se realiza la cosecha de maíz.

Según la tradición, para nuestros antepasados la cosecha era una fiesta que unía a la familia para escoger los mejores granos que se utilizarían en la próxima siembra, se hacia un banquete teniendo como alimento principal productos derivados del maíz, los lazos familiares eran tan grandes, que había un invitado principal que era uno de sus difuntos. El altar del día primero de noviembre es en honor de los niños difuntos y el dos se dedica a los difuntos mayores, por eso, a los visitantes del día dos se les ofrece atole de harina y tamales de carne roja o verde. Para nuestros antepasados, la muerte no era una tragedia, era un simple paso a otras dimensiones que les proporcionaban mayor felicidad, se pensaban que los muertos vendrían con agrado a cohabitar con sus familiares vivos.

El Altar se integra de siete niveles cubiertos de negro, se coloca un camino con velas encendidas para alumbrar el caminar del difunto, un jarro con agua para saciar su sed después de largo peregrinar, un espejo para la purificación de su alma y poder convivir con los vivos, una casuela con sal para los niños que se encontraban en el limbo, un anafre con hierbas olorosas para aromatizar el ambiente, una mesa con cuatro sillas tres para los familiares cercanos y la cuarta para el difunto, un rosario hecho con frutas, los alimento que más le gustaban al muerto sin faltar el maíz y la bebida de su preferencia, las imágenes de sus santos de devoción, una fotografía y cosas personales del difunto todo esto enmarcado en unos portales de flores de zempazochil .

Algo que me causó una profunda alegría fue el saber que la Secretaría de Educación tiene prohibido a los maestros el promover el festejo de día de brujas o halloween, si embargo no falto un preescolar privado que realizo un festival de brujas a pesar de la inconformidad de algunos padres de familia, bueno siempre debe haber un prietito en el arroz.

El día dos por la noche en una plazoleta pública de Jalpan se realiza un concurso de altares de muertos, compiten instituciones educativas y comunidades, teniendo como fondo sones huapangeros, se pudo apreciar en los altares, imaginación, creatividad, organización y conocimientos de los elementos integrantes del altar, participaron altares de la cultura huasteca, otomí y maya, era una fiesta del pueblo, era un triunfo de nuestras tradiciones, pero más que nada era una derrota de la transculturización proveniente de los gringos. En esta población se sepulto el halloween.

Los invito a que se conviertan en promotores de sus tradiciones, a que no permitan que los gringos en aras de la globalización siga exterminando lo que realmente nos integra, lo que nos da unidad, lo que nos identifica, todo eso que llamamos tradiciones. Noviembre de 2007 Arturo Ruiz flores


Publicado
Modificado
Leído 54542 veces

    Enviar a un amigo

Capítulo 1
 
 


 

ESCENARIO DEL DIA DE MUERTOS

   

Capítulos de este diario

  • 1

    Ofrenda del Día de Muertos en Jalpan De Serra, México

    Jalpan, México | 22 de noviembre de 2007