Vacaciones 2012 en Cartagena de Indias - Colombia

Escribe: mogonzalez
Vacaciones en familia, una experiencia fantástica, junto a mi hija que tuvo su primer viaje en avión y con mi esposa que la vi super emocionada y muy feliz.

 

   Enviar a un amigo   

 
1 Capítulo 3 5

Isla del rosario

Islas del Rosario, Colombia — martes, 21 de febrero de 2012

El día explendido daba un buen augurio a nuestra primera salida de tour, Isla del Rosario, era el destino.
Nos pasaron a buscar por el hotel en una Van, junto a otras personas que habían comprado el mismo viaje. Llegamos al puerto y era todo un loquero de gente que intentaba ingresar al puerto dada la cantidad de empresas que realizan el mismo viaje, nosotros debíamos abordar el Cocoliso, ese era el barco que nos llevaría a conocer la Isla y el Oceanario. Algo que les recomiendo para este viaje, lleven agua mineral y comprensé un sombrero, se venden en todos lados, les puedo asegurar que lo van a necesitar, no porque el barco no tenga techo, tan solo que cuando llegan el sol pega a pleno.
Calculo que el viaje fue de aproximadamente 2 horas donde fuimos viendo como se desarrolló la historia colonial por esos lugares del mapa, fuertes, edificios antiquísimos y ese color del mar que nos maravillaba a todos.

Durante el recorrido nos pasaban lanchas rapidísimas con personas que habían contratado otros tours y otros que iban al mismo lugar, pero más rápido. Para cuando uno va a la isla esta bien el barco, para el regreso me quedo con las lanchas rápidas, ya sabrán porque.
Llegamos, IMPRESIONANTE EL LUGAR, no puedo creer que tanta maravilla junta  este toda junta. El resort se llama igual que el barco COCOLISO, es una isla formada por bancos coralinos, aguas transparentes y finísimas arenas blancas.

Nos recibieron como reyes y luego de unas zambullidas en sus playas se organizó todo para aquellos que iban al Oceanario o aquellos que deseaban conocer la isla o tan solo hace snorker. Nosotros fuimos al Oceanario y la verdad fue todo un acierto, ver esa fauna marina y esos peces tan bien cuidados y con tanta libertad daba gusto apreciarlos sabiendo que están bien y que reciben el cariño de todos los integrantes del lugar.
Vimos con asombro un show de tiburone, delfines y conocimos otros tantos peces que nunca los había visto, mi hija estaba en su salsa, jajajajaja.
Olvidé decir que antes de ir a este lugar almorzamos en el resort una comida, que si bien no era gran cosa, se dejaba comer.
En el lugar nos encontramos con otros conciudadanos argentinos, con los cuales compartimos unos ricos mates.

De regreso al resort, hicimos un poco de piscina hasta la hora del regreso donde observamos como disfrutaban todos los que como nosotros buscabamos un poco de paz.
Cerca de las 3:30 hs, emprendimos el regreso, se nos advirtió que los que ibamos en la parte superior del barco ibamos a tener un regreso humedo y no se equivocaron.
El tema es que el barco vuelve en contra de la corriente y se movió como nunca, las olas golpeaban el costado del barquito mojándonos, lo cual producía muchas risas por parte de la gente, pero a la hora de estar en la misma forma ya no era gracioso.
Por eso les decía que en una próxima vez contraten el servicio de las lanchas rápidas, vuelven como si nada y mucho más rápido. Pero igual, no pasó nada y todos volvimos sin problemas. Fin de ese día, volvimos al hotel y nos quedamos merendando y disfrutando de la piscina del hotel hasta la hora de ir a cenar.


Publicado
Modificado
Leído 725 veces

    Enviar a un amigo

1 Capítulo 3 5
 
 


 

Capítulos de este diario