Islas Comores: el archipiélago africano

Escribe: Budha
Con una precaria infraestructura turística, el encanto de las Islas Comores tendrá que ser descubierto casi en solitario por los visitantes. El gran atractivo de las Islas Comores, pese a la inseguridad generada por la inestabilidad política, reside en su naturaleza salvaje y marcadamente tropical. Recorridas por volcanes activos y paisaje paradisíacos aseguran un viaje exótico.

 

   Enviar a un amigo   

 
Capítulo 1

Islas Comores: el archipiélago africano

Grande Comore, Comoras — miércoles, 18 de mayo de 2005

Comores es un estado independiente que comprende un grupo de islas en la entrada norte al canal de Mozambique, entre el continente africano y la isla de Madagascar. Denominada oficialmente República Islámica Federal de las Comores, el archipiélago comprende cuatro islas principales: Grande Comoro o Gran Comore (también Ngazidja), Mohéli (Moili), Anjouan (Ndzonani) y Mayotte (Mahoré). La soberanía de Mayotte es reclamada por el gobierno de la república; la isla, sin embargo, se mantiene como dependencia de Francia.

La oportunidad de estar al pié de un volcán todavía en actividad, como el Karthala, en la isla de Ngazija (Grande Comore), con sus 2.361 metros de altura y la mayor cratera activa del mundo, es una experiencia única y seguramente inolvidable para los amantes del turismo exótico. La inmensa cantidad de cascadas en la isla de Nzwani (Anjouan) es también la garantía de un paseo por paisajes paradisíacos, así como el buceo en el cinturón de corales en Maore (Mayotte) ofrece un verdadero show de colores, contrastados con el magnífico azul del Océano Indico.
Entre las construcciones más interesantes de las Comores hay que señalar las que se encuentran en el típico barrio árabe de la capital. Una visita recomendada es la del museo del Centro Nacional de Documentación y de Investigaciones Científicas.

Cultura

Las islas Comores constituyen un conjunto étnico muy variado, tal y como suele suceder en la mayoría de las naciones formadas por islas. En este grupo destacan los africanos del continente, los polinesios, los comerciantes árabes y los persas shirazi.
Aunque el alcohol está prohibido y el lugar se encuentra atestado de mezquitas, la llamada diaria a la oración es menos ruidosa que en el resto de los países islámicos.

Las mujeres visten modestamente, y la costumbre de llevar el purdah ha sido sustituida desde hace tiempo por otra prenda llena de colorido llamada chiromani. Las mujeres de Comores utilizan una pasta amarilla hecha de sándalo y de coral que se aplican en el rostro bien a modo de máscara o bien con dibujos moteados.

La arquitectura por si sola justifica la visita a las islas. En el viejo barrio árabe (Arab Quarter) se percibe el origen suahili de las islas Comores con edificios llenos de soportales, balaustradas, contraventanas y puertas cuya celosía está meticulosamente tallada en madera. Estos edificios tan elaborados contrastan con los llamados bangas. Los bangas son desvencijados cobertizos construidos y decorados por jóvenes que buscan un lugar lejos del hogar paterno.

La única tradición que permanece en estas islas es la de la Gran Boda, o boda por todo lo alto. Estos enlaces, normalmente establecidos de antemano, suelen ser entre una chica joven y un hombre algo mayor. El novio debe pagar la comida de todos los habitantes de la zona durante los dos o hasta nueve días que puede durar la festividad llamada toirab. Además debe pagar una costosa dote a la que va a ser su esposa, la cual incluye preciosos vestidos, oro y joyas.

La boda suele dejar al futuro esposo casi completamente arruinado mientras los invitados le brindan sabiduría y le consideran en un nivel más elevado. El novio lleva una faja especial llamada m'ruma, la cual muestra su nuevo status. Las grandes bodas están reservadas a miembros de la alta elite de la sociedad y es utilizada para reforzar su status político y social.

Mohéli (Mwali)

Mohéli es la más pequeña, salvaje y la menos visitada de las islas Comores por lo que recorrerla puede ser toda una aventura. Debido a su tamaño y a la distancia en que se encuentra, ha sido muchas veces olvidada por el resto de las islas.
Selva tropical en el interior de la isla, playas de arena blanca y una enorme tranquilidad y sin embargo, si por algo se caracteriza Mohéli es por la falta: falta de industria, falta de mercancías, falta de desarrollo y falta de atención gubernamental.
La capital de Mohéli es Fomboni pero es más un lugar atrasado que una metrópoli bulliciosa. Apenas sucede nada y los extranjeros (mzungu) son vistos de forma extraña.

Anjouan (Ndzuani)

Antiguamente Anjouan podía ser un claro ejemplo de la vida en una isla tropical, debido a sus bosques, playas y campos de exóticos aceites como el ylang-ylang, jazmín, palmarosa, flor de naranja, etc. Hoy en día es la más poblada de todas las islas y sufre los efectos de la deforestación y la erosión del suelo.
La capital, Mutsamudu, consiste en dos calles paralelas conectadas por un laberinto lleno de callejones, tiendas y viejos edificios. Cerca de la mezquita Mosqueé du Vendredi se encuentra el palacio del sultán y la cascada Dziancoundré.

En la isla se puede realizar un gran número de excursiones, ver arrecifes de coral y playas de arena blanca en Chironi; visitar la destilería de ylang-ylang en Bamboa o dar un paseo por el casco antiguo, Hari ya Moundji, en Domoni. Este casco antiguo está lleno de derruidos palacios mandados construir por los sultanes entre los siglos XVI y XVIII.

Mitsoudjé


Situada a 11 kilómetros al sur de la capital, tiene una importante industria de madera tallada donde todos los objetos que venden están hechos a mano. También llama la atención la abundancia de tumbas de piedra repartidas por toda la ciudad.
Esto se debe a una leyenda del lugar en la cual los habitantes de Mitsoudjé creían que guardando el cuerpo de un hombre a quien creían santo y que se encontraba en la cercana Iconi, estarían protegidos contra los malos espíritus.

El santo había prometido protección a todo aquel que velase su tumba. De modo que construyeron varias tumbas en piedra para evitar que alguien lo robase.

Chissioua Ouénéfou

Una de las islas menos habitadas de las Comores es la pequeña isla de Chissioua Ouénéfou, justo cercana a la costa sur de Mohéli, cerca de Nioumachoua. Es parte de una reserva marina.
Esta isla tiene una preciosa playa de arena blanca en la zona sur, la cual resulta muy buena para acampar y es un excelente modo de observar a las tortugas marinas verdes. Estos animales, la mayoría de ellos extinguidos hace unos cuantos años, se mueven pesadamente por la isla de Chissioua Ouénéfou con toda la gracia que los caracteriza. Una nueva ley protege a las tortugas de su caza y captura.

Moya

La pequeña aldea de Moya, en la isla de Anjouan, es la clase de lugar donde la existencia del hombre parece algo muy remoto. Se encuentra tan desolada que la llegada de algún extranjero produciría un pequeño alboroto.
El lugar se encuentra rodeado por una fantástica playa y está protegido por un arrecife donde bucear puede ser una experiencia inolvidable.

Tips:

Clima: Estas islas poseen un clima tropical, con dos estaciones: una calurosa y húmeda que va de noviembre a abril; y otra fresca y seca, el resto del año. La época de lluvias comprende los meses de noviembre a mayo. La estación seca y más fresca, está atemperada por la influencia del mar. En realidad, la mayor parte del año las islas Comores disfrutan de una temperatura cercana a los 25ºC, pero cuando no hace el tiempo paradisíaco, suele ser bastante tempestuoso y arisco con fuertes vientos y ciclones agitándose en el océano. La estación húmeda (entre noviembre y abril) no es una buena fecha para visitar las Comores. Si no te deshidratas, puedes correr el riesgo de verte atrapado por los fuertes vientos llamados kashkazi, o por un ciclón. Sin duda, la mejor fecha para visitar las islas son los frescos meses de mayo a octubre. Recuerda también evitar la época del final del Ramadán a últimos de enero o principios de febrero.

En Grande Comore, Comoras

Moneda: La moneda oficial es el franco de Comores. El Banco Internacional de Comores (BIC) es un banco eficiente que cambia cualquier moneda, si bien la moneda más fácilmente cambiable es el franco francés. Existen varias sucursales del BIC en las ciudades de Moroni y Mutsamudu, pero el único banco en Mohéli es el bank-in-a-satchel, que vuela dentro y fuera de la isla cada lunes segundo de mes. Es aconsejable llevar suficiente dinero en metálico debido a que nos puede llevar largo tiempo cambiar. Algunos hoteles y restaurantes cambian dinero, pero con recargos muy costosos. Las tarjetas de crédito cada vez tienden más al desuso.

En Grande Comore, Comoras

Consejos: La situación política de las islas, con sus constantes disputas separatistas, exigen un cuidado máximo del turista que no desee ser involucrado en enfrentamientos locales. Por eso, lo mejor es evitar cualquier posible zona de conflicto. Como país islámico, las islas Comores también exigen cierto cuidado al vestir, y por eso el visitante debe siempre optar por ponerse vestimentas discretas y más formales. También se recomienda evitar la visita al país durante las celebraciones del Ramadán. También es recomendable tener cuidado del bolso y guardar el monedero en el sitio más seguro posible. Cámaras fotográficas y otros objetos de valor no deben ser llevados de manera muy visible, ya que los atracos en las zonas turísticas son muy frecuentes. Como regla general, es mejor evitar fiarse de personas que, sobretodo en los aeropuertos o estaciones de autobuses, se ofrecen para llevar las maletas hasta el taxi o al hotel.

En Grande Comore, Comoras

Transporte: En avión: Para llegar a las islas, existen vuelos directos desde Europa, ciudades no europeas y desde otras islas de la zona. Es importante recordar que la isla de Mayotte no forma parte de las islas Comores y aunque se encuentra geográficamente cercana a las mismas, su situación política y social hace difícil usarla como medio de llegar a las otras islas. El aeropuerto de Moroni, Hahaya, se encuentra a 19 kilómetros al norte del centro de la ciudad. Se puede ir de isla en isla cogiendo el avión. En coche: Todas las islas de las Comores cuentan con servicio de taxi, aunque la frecuencia y la eficacia del mismo varía según el lugar. En general, en las zonas más pobladas suele funcionar mejor que en los lugares más remotos. El alquiler de coches solamente se encuentra disponible en la gran isla de Grande Comora, pero para la mayoría de los viajeros es más barato y sencillo coger un taxi. En barco: Las cuatro islas están conectadas mediante una red de rutas en barco. Los barcos y ferries son normalmente el método más barato y menos complicado de ir de isla en isla.

En Grande Comore, Comoras

Salud: Para entrar en el país no se requiere ningún certificado de vacunación. Sin embargo, debemos tomar precauciones contra la malaria y el cólera. Los servicios médicos en las Islas Comores son muy pobres. Es aconsejable que los viajeros traigan sus propias medicinas dado que en las islas son difíciles de conseguir. Los doctores y los hospitales esperan el pago en metálico de sus servicios. Hay muy pocos médicos especialistas en las islas, por lo que los problemas graves requerirían la evacuación inmediata a otro país.

En Grande Comore, Comoras

Seguridad: Las islas Comores han experimentado frecuentes disturbios y luchas civiles, que han terminado en violentos enfrentamientos entre la policía y los manifestantes. Aunque los residentes extranjeros y los visitantes no son observados, el grado de violencia de los disturbios civiles hace necesario tener cierta precaución. Anjouan, la segunda isla más grande de las Comores, se declaró a sí misma independiente en el año 1997. Como consecuencia de esto, ha habido luchas entre varios grupos armados desde diciembre del año siguiente.

En Moroni, Comoras

Souvenirs: El regateo es algo así como una tradición en las islas Comores y la idea de tener en sus artículos un precio fijado les resulta extraño a los comerciantes. El proceso del regateo debe de llevarse a cabo sin prisa y guiado por un espíritu mutuo de admiración hacia la habilidad de tu oponente. Ofertas agitadas u hostiles lo único que consiguen es incrementar el precio del producto. En Mitsoudjé, a 11 kilómetros al sur de Moroni, es el lugar idóneo para comprar todo tipo de objetos tallados a mano a precios muy baratos. Esta ciudad es conocida por su industria de la madera tallada, y es especialista en producir puertas decoradas, contraventanas, cajas y muebles además de pequeños artículos como candelabros o placas de adorno.

En Grande Comore, Comoras

Gastronomía: La gastronomía en las Islas Comores es una mezcla de la cocina india, árabe, francesa y africana. Algunas de las comidas más comunes incluyen una combinación de arroz y carne sazonada con cualquier especie producida en la región como vainilla, cardoman, coriandro, diente de ajo, nuez moscada y canela. El pescado y el marisco, como el atún, el mero y, sobre todo, el pulpo se consumen mucho, como sucede también con la carne de pollo, cabra y cordero. La combinación de la cocina francesa junto con los lugares nuevos y baratos, hace de las Comores un paraíso para los viajeros del buen comer, sobre todo si son franceses. Si no tienes que ceñirte a un presupuesto ajustado, prueba la nueva delicia de la región: langouste ála vanille, es langosta cocinada en salsa de vainilla.

En Grande Comore, Comoras


Publicado
Modificado
Leído 28480 veces

    Enviar a un amigo

Capítulo 1
 
 


 

Capítulos de este diario