Latinoamérica

Escribe: sietepelotas
Hola a todos!! La idea de este diario es la de mostrar un poco lo que significa viajar para mi...Hace dos meses que estoy viajando por Argentina y Chile, con la idea de seguir quizas hasta dar...

 

   Enviar a un amigo   

 
Capítulo 1

Latinoamérica

Ciudad de Mendoza, Argentina — martes, 19 de julio de 2005

Hola a todos!! La idea de este diario es la de mostrar un poco lo que significa viajar para mi...
Hace dos meses que estoy viajando por Argentina y Chile, con la idea de seguir quizas hasta dar una vuelta al mundo... ese deseo que en mayor o menor grado todos tuvimos en algun momento de nuestras vidas.
Sali despues de renunciar a mi trabajo, dejar el departamento que alquilaba con mi papa y despedirme de mi familia, novia y amigos... ahora estan conmigo pero en un lugar de mi corazon y unas cuantas fotos que llevo siempre en mi mochila...
Bueno, la cosa es que sali desde Buenos Aires el 25 de mayo de 2005 con unos 300 pesos argentinos que son como 100 dolares, un pasaje a mendoza y la idea de recorrer todo lo que me fuera posible...
La idea original era subsistir con lo que ganariamos haciendo nuestro pequeño show de malabares con musica en vivo... olvidaba mencionar que sali con mi amigo Gabriel, que toca la guitarra al mejor estilo jimmy hendrix...
La primer ciudad que vivimos fue mendoza, nos alojamos en el hostel Sosa Haus, por cortesia de su dueño, Sergio... alli en mendoza trabajamos en la plaza con permiso municipal y en algun bar, aunque la plata fue poca, las sonrisas fueron muchas...
Claro que de sonrisas no comimos... pero en cambio conocimos personajes como el Goofer, Leo y Leo y Los Bipedos, toda gente de arte callejero, muy buena onda... con ellos tomamos alguna clase de mimo pero sobre todo aprendimos de su hospitalidad y buena onda...
Salimos de mendoza ya sin plata luego de una semana fantastica... olvidaba decir que trabajamos en el teatro municipal, a sala llena, como soporte de una banda local tributo a Pink Floyd, la banda se llama Eclipse y es muy buena... tambien salimos en la tele entrevistados en plena peatonal por Rodolfo Gravigna, un conductor local muy buena onda...
Tomamos un bus a Uspallata, paso obligado para cruzar a Chile... ya sin plata dormimos en la calle... casi nos congelamos pero el paisaje es muy lindo.
Por la mañana hicimos dedo unas horas hasta que un bus que iba para Santiago de Chile nos levanto... tuvimos suerte, los camioneros ya no levantan como antes, pues las empresas que los contratan lo prohiben...
Llegamos a Santiago muy cansados y con un dolar como capital total... alcanzo para hacer un par de llamadas y cntactar a un primo de Gaby, Ernesto, que vive en Santiago a unas 15 cuadras de la terminal... tuvimos que ir caminando con las mochilas, la gibson y el amplificador de Gaby, pueden imaginar el cansancio cuando llegamos...
Ernesto nos alojo los 10 dias que estuvimos en Santiago, el en realidad alquila las piezas de su casa a estudiantes de intercambio, pero tuvo la amabilidad de cedernos una por ese tiempo. Tambien viven alli una prima de gaby, Loreto, que nos invito a comer a su casa varias veces y nos presto el internet...
Santiago en invierno es fria y humeda, para el que trabaja en la calle es casi imposible...
Lo que si habia mucho eran protestas estudiantiles, con las universidades estatales tomadas, a raiz de una serie de medidas que tomo el gobierno que como es costumbre, perjudican a la gente de escasos recursos economicos que quiere estudiar en la universidad...
Alli en Santiago tuvimos el honor de conocer a Andres Perez hijo, un muchacho que tiene con su familia un espacio recuperado cerca de Plaza Italia, donde ofrece espectaculos y dicta talleres de danza teatro y circo, con un estilo artistico indiscutidamente europeo pero con fuertisimas raices indigenas. La madre de Andres es una luchadora incansable, muy conciente de la problematica social chilena y de su historia. Ellos nos trataton muy bien, tambien nos dieron alguna clase y ayudaron con la parte actoral y vestuarios. Tuvimos la oportunidad de trabajar con Andres, que ademas de artista de circo toca el saxo.
En Santiago conocimos muchos estudiantes de intercambio, en su mayoria norteamericanos. Bueno aprovechamos para intercambiar largos ratos sobre nuestras costumbres y las de ellos, tan distintas...
De Santiago no puedo rescatar mas que a la gente que conocimos, porque en lo que respecta a clima, nivel de contaminacion, locura y desprecio por la vida de los conductores de las micros, deja mucho que desear... la unica experiencia que nos resulto desagradable fue cuando subieron unos ocho sujetos muy volados y empezaron a robar a los pasajeros que eran en su mayoria trabajadores, me parecio repugnante esa actitud y se lo hice notar al ladron que se encontraba a mi lado...
Luego de Santiago nos dirigimos a Valparaiso donde esperabamos encontrar a una amiga de una amiga que nunca encontramos, llegamos como a las once de la noche y llovia, por suerte estaba Chira en la terminal, una señora que nos alojo, otra vez gratis, en uno de los cuartos que ofrecia. Alli pernoctamos dos noches mientras tratabamos de hallar a la misteriosa Daniela...
En una de nuestras incursiones por las maravillosas subidas de Valpo, una señora noto que estabamos como perdidos y nos invito a tomar el te con pan... su nombre era Doris, nos conto que habia vivido en Argentina y mientras nos alimentaba sin conocernos nos presento a su hijo, Claudio. ¡Eran una familia humilde pero que corazon! Claudio nos conto que tambien habia viajado y hablamos largo y tendido sobre la enajenacion de las personas en las grandes ciudades, y de como a pesar de ser tantos, es como que no se ven entre ellos, quizas deberia decir no nos vemos entre nosotros...
Doris nos conto que su sobrino Francisco trabajaba en la Guai (asociasion cristiana de jovenes) de Valparaiso, que podiamos pedirle las maquinas para usar internet. Resulto que Francisco nos permitio el uso de las maquinas y ademas nos invito a una charla de jovenes, nosotros aceptamos a pesar de que nuestras creencias no son las mismas, ya que ninguno de nosotros profesa la fe catolica. En la charla compartimos nuestra vision de las cosas y en todo momento nos escucharon y respetaron nuestra postura, yo no esperaba que fueran tan abiertos... increiblemente nos ofrecieron alojamiento en la Guai y ademas nos dieron la oportunidad de llegar a muchos adolescentes y niños... pudimos mostrar nuestro arte, dimos un par de charlas y nos sentimos muy bien de poder generar ese intercambio a pesar de las diferencias...
Pasamos una semana genial en Valpo a pesar del clima, que era muy parecido a Santiago aunque menos frio... la gente de la Guai hizo huella en nuestros corazones.
De Valpo rescatamos el calor de su gente, los paisajes portuarios y los cerros, una ciudad para visitar todo el año...
Salimos a dedo por la mañana y en tres dias de mucho caminar, mal dormir y poco comer recorrimos 1800km de un tiro, pasando por ciudades y pueblos como La Calera, Los Nogales, La serena, Coquimbo, Antofagasta, Vallenar y al fin Iquique. Atravesamos en infinidad de transportes siempre a dedo, el desierto de Atacama, con paisajes de desolacion, casi lunares... mucho calor de dia y frio por la noche... dormimos en estaciones de servicio y solo tuvimos incovenientes una vez haciendo dedo, pero por suerte zafamos de ser asaltados... para los que hacen dedo es recomendable hacerlo en estaciones de servicio donde uno puede conocer a la gente que va a llevarlo... tambien en los puestos de carabineros es una opcion valida... no recomiendo hacerlo en medio del desierto donde la sombre y el agua indispensables para la vida no abundan pero si lo hacen los oportunistas...
Los pueblos en ese largo trayecto son en su mayoria mineros y mientras mas pequeños mas hospitalaria es su gente, si estas sin plata no te recomiendo las grandes ciudades... los paisajes son siempre increibles con el oceano pacifico por un lado y el desierto absoluto por el otro...
Llegando a Iquique hace calor en pleno invierno... asi que en remerita seguimos caminando esta vez al costado de la ruta hasta una estacion de servicio (bencinera) donde Domingo, un ingeniero que trabaja en el tema gasoductos por la zona de Iquique, nos levanto y nos llev a Pozo Almonte, un pequeño pueblo unos 50 km para el adentro... alli nos ofrecio techo y comida y a la mañana siguiente nos presento a unas personas que cambiarian nuestra forma de ver el viaje...
Nos llevo a un campamento de refugiados, gente que habia perdido sus casas en el terremoto del 13 de Junio, un 8.3 escala Ritcher. El paisaje desértico, familias enteras viviendo en carpas de camping, la presencia del ejército, la olla popular, el calor y el frío extremos...
Damarí es la presidenta de los vecinos afectados por el terremoto, la poblacion Santa Ana, la mas nueva, la mas cara, la antisismica... la unica que se quebraron absolutamente todas las casas... familias que habian gastado los ahorros de una vida en supuestas casas antisismicas, obreros en su mayoria... engañados por una corporacion que por supuesto quebro y desaparecio con los millones...
Ella nos permitio quedarnos alli, la primer noche antes de salir a hacer funcion para los niños hubo una réplica bastante fuerte, 5.0, duro 20 segundos... nunca habia sentido algo asi... la musica que sonaba se corto de repente, se escucho un estruendo, la tierra temblo, nada era firme... la gente corrio y lloro, las madres tomaron en brazos a sus niños... yo permaneci calmado en mi lugar, pero asustado... asi salimos a hacer funcion, con las piernas temblando todavia...
Salio bien, los chicos se rieron, los adultos aplaudieron... pero nosotros entendimos que no era solamente eso lo que alli se necesitaba... habia que construir casas, y eso hicimos...
El gobierno habia mandado unas 200 mediaguas (una especie de cajon de manzanas pero de 3 por 6 metros) donde la gente debera vivir hasta que se solucione el tema de sus casas...
Durante 10 dias trabajamos con el pico y la pala, alisamos terrenos, levantamos casas, clavamos y pusimos techos de chapa... aprendimos a trabajar con las manos mas alla de la manipulacion de una pelota o el rasgueo de una guitarra... despues nos enteramos que el estado iba a pagarnos por nuestros servicios, que oportuno porque veniamos sin un mango...
Por suerte todo el tiempo que estuvimos alli comimos de la olla popular por generosidad de la señora Magali, encargada de la cocina. Cuando el ejercito se fue se llevo la cocina y los vecinos se encargaron de que no faltara el agua ni el plato calentito a la noche... no se quien ayudaba mas a quien...
Bueno las personas aqui nos recibieron primero con temor y algun recelo, los argentinos no somos muy queridos que digamos por aqui, pero luego nos abrieron sus casas y sus corazones. Creo que el argentino es mal visto en casi todas partes debido a las caracteristicas depredadoras y poco contemplativas de los especimenes porteños que exportamos, ademas de los politicos claro... pero de a poco vamos revirtiendo esa imagen que tienen de nosotros afuera...
Esto no lo dije yo, lo comento algun padre que confeso habernos mirado mal al principio pero que cambio de opinion al ver a sus niños jugando malabares con una sonrisa despues de conocernos...
Bueno sigo luego, me esta saliendo un poco caro internet...
Las fotos las subo mas tarde... hay muchas...
Les cuento que ahora vamos a seguir viaje pero en bicicleta, por peru y ecuador... si alguien nos quiere dar un consejo sobre donde dormir o como manejarnos en esos paises bienvenidos sean, recuerden que no tenemos plata casi jejeje...


Publicado
Modificado
Leído 10528 veces

    Enviar a un amigo

Capítulo 1
 
 


 

Latinoamerica

   

Capítulos de este diario