¡No pierdas la maleta en el aeropuerto!

¡No pierdas la maleta en el aeropuerto!

Imagina que acabas de bajar del avión, dispuesto a disfrutar tus vacaciones y te enteras de que se han perdido tus maletas... Un episodio como este puede arruinarte por completo las vacaciones. La cantidad de equipaje extraviado, demorado o robado en los aeropuertos aumenta día a día, de modo que tendrás que poner mucha pero mucha atención en tu próximo viaje, si no quieres llevarte un gran disgusto. Aquí te damos 10 tips para no perder jamás tus maletas.

Escribe: Viajeros.com
publicado

 
 

Aproximadamente, el 98% de los extravíos regresa a su dueño, pero a veces recuperar tu maleta puede demorar varios días. Imagina ¿qué harías si te encuentras en el extranjero, sólo con lo que llevabas encima? Evidentemente sería un dolor de cabeza. A continuación, algunos consejos para que no pases un mal rato.

10 tips para NO perder tus maletas en el aeropuerto

  1. Lleva poco: Obviamente, si no necesitas más, lleva sólo lo que puedas subir contigo al avión. A veces, en viajes de pocos días (por negocios, por ejemplo) bastará con un par de mudas de ropa y pocos elementos extra. Evita llevar cosas que puedas conseguir por poco dinero en el lugar de destino (elementos de tocador, por ejemplo).
  2. Personaliza tu maleta: Hay varias formas de hacerlo, la idea es que la puedas distinguir de un sólo vistazo entre docenas de otras maletas, todas negras u oscuras. Átale unas cintas o moños de colores vistosos. Puedes ponerle calcomanías vistosas, sobre todo si se trata de un portafolio, dado que estos suelen parecerse mucho unos con otros y no querrás que alguien se lleve el tuyo por error. Nunca le pegues calcomanías de "destinos". Aunque parezca chiste, a veces confunde a los encargados de despachar las maletas.
  3. Etiqueta: Pégale una etiqueta grande con tu nombre bien legible. Incluye tus datos (dirección, tel. celular, tel. del hotel, etc.); esto ayudará a que si se pierde regrese más rápido de lo normal. Es conveniente que incluyas una etiqueta en el interior de la valija, por si se despegan las del exterior.
  4. Colores: Usa equipaje de colores vistosos (¿De qué sirve tener una maleta "a la moda"?). Figúrate la cara de un oficial del aeropuerto cuando le digas "mi maleta es de color negro"...
  5. Seguro: Contrata un seguro. Por barato que sea, algo recibirás en remuneración ante una demora, lo que puede ayudarte a continuar tu viaje, comprando un reemplazo de las cosas más importantes que hayas perdido.
  6. Vigila tu equipaje: Eres la primera línea de defensa. Mejor prevenir que curar. Esto incluye agregar un candado o hacer que tu maleta sea menos fácil de hurtar o abrir.
  7. Entrega: Al momento de llegar a la cinta donde se entrega el equipaje, debes prestar mucha atención. Es un momento de gran confusión donde la gente se amontona y es difícil estar en control de la situación.
  8. Perfil bajo: No compres maletas extremadamente sofisticadas y caras. Es como llevar un cartel que diga "róbame, soy rico".
  9. Uno x dos: Una gran maleta es más fácil de controlar que dos más pequeñas. Por más cómodo que sea, es bueno condensar todo el equipaje en una sola maleta. Además, el mayor peso disuadirá a los que quieran robarla. Eso sí, asegúrate que posea rueditas para poder transportarla.
  10. Sobreequipaje: A veces volvemos con más equipaje del que traíamos a la ida. ¿Dónde acomodas las nuevas compras? Si compras nuevas maletas, no te olvides de personalizarlas. Si prefieres utilizar cajas, ten la previsión de adornarla con algún color vistoso, papeles, cintas o cartones.


Después de retirar tu equipaje

Cuando vayas a recoger tus maletas en el carrusel, revisa que esté en condiciones y que no lo hayan abierto (será fácil si le amarraste cintas). Una muy buena opción es enviarlo a que lo envuelvan en nylon termosellado, es un servicio económico y te garantizará que no lo hayan violentado.

Ante alguna seña de adulteración repórtala de inmediato a las autoridades del aeropuerto.

Un buen consejo es también no sobrecargar la valija, es preferible comprar una maleta nueva, que enterarte de que estalló dispersando su contenido por todos lados.

Un motivo común por el cual se pierde el equipaje es por realizar el check-in a último momento. Evita esto a toda costa.

Empaca los objetos valiosos, joyas, celulares, cámaras, pasaportes, visas, documentos, etc. en un bolso de mano, de modo que no necesites despegarte nunca de él. Las empresas aéreas suelen tener cláusulas en sus términos y condiciones donde se desprenden de responsabilidad ante pérdidas de tal tipo.

Si viajas con tu familia, no empaquen cada uno sus cosas en una valija distinta. Pongan algo de cada uno en todas ellas, de esta forma, si se pierde una, todos tendrán mudas de ropa y sus objetos cotidianos.

Nunca despaches elementos esenciales como por ejemplo medicamentos que necesites tomar con regularidad. Llévalos contigo. Obviamente no te recomiendo tampoco llevar nada líquido (como perfumes, cremas, bebidas), que puedan provocar un desastre.

Si, a pesar de todo, pierdes tu equipaje

Si todo esto falla y resultas víctima de un extravío, no dejes el aeropuerto hasta haber llenado el último formulario necesario para dejar constancia del hecho y que se realice una búsqueda minuciosa. Toma los datos de contacto necesarios (teléfonos, nombre de las personas a cargo de la búsqueda, direcciones web, e-mails, etc).

Algunas empresas ofrecen un servicio de seguimiento a distancia para poder chequear el estado de la búsqueda de tu equipaje a través de Internet y enterarte en el caso de que lo hayan encontrado. De todos modos, no debes preocuparte: si tomas las medidas necesarias, tus maletas estarán a salvo.


Buscar artículos sobre...